cuando parto el pan

cuando parto el pan lo hago de espaldas
al fuego

el calor era un tipo alto
un ladrillo al que volar
o mentirle
a las sombras amenaza
la pared con los puños cerrados
aprieto un león de nada
que no se le escape al aire
o le muerda el tobillo

la oscuridad es partida
del juego si se aburre
me da su espalda
de pánico metida en un saco
partida del fuego y ladrillo
yo sin panza, sin dientes
más hambriste partera
de pánico

las migajas contra la luz
puntitos grises
del polvo
mañana nacerán arañitas
de todas luces volverá
harina de piedra
de fuego será posible
encenderse

partir
del pan

Anuncios